#Córdoba Analizan las terapias más eficaces para combatir los trastornos psicológicos

Ciencia Andaluz
Cerebro

 

Investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), el Hospital Universitario Reina Sofía y la Universidad de Córdoba (UCO) han realizado un estudio en el que han analizado y comparado los listados de tratamientos psicológicos recomendados por las instituciones científicas mundiales más importantes en el área de la evidencia en psicología (American Psychological AssociationNational Institute of Clinical ExcellentCochrane Collaboration, y Australian Psychological Society). Este estudio servirá para que los profesionales de la psicología clínica e investigadores puedan comprobar y elegir las terapias que resultan más eficaces para tratar cada trastorno, según el punto de vista de diferentes organizaciones.

Esta investigación, coordinada por el profesor del departamento de Psicología de la UCO e investigador del IMIBIC Juan Antonio Moriana, desarrollado junto al investigador del IMIBIC Mario Gálvez-Lara y el investigador de la UCO Jorge Corpas, incluye datos acerca de las recomendaciones de 135 tratamientos psicológicos para 23 trastornos de salud mental en población adulta. Los autores llegan a la conclusión de que existen importantes discrepancias en las recomendaciones hechas por las diferentes organizaciones analizadas acerca de la efectividad de los tratamientos psicológicos.

Estas diferencias pueden ser debidas a la combinación de varios factores entre los que se encuentran que los procedimientos o comités que analizan la evidencia de los diferentes tratamientos podrían estar sesgados, los estudios en los que las diferentes entidades se basaron para hacer sus recomendaciones diferían unos de otros, los criterios utilizados para valorar la evidencia no eran los mismos en todas las organizaciones y, por último, las revisiones acerca de la evidencia existente se han realizado en diferentes momentos temporales.

Este estudio, publicado en la revista Clinical Psychology Review, y financiado por el programa Retos del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, concluye que el grado de acuerdo entre las cuatro instituciones analizadas es bajo para la mayoría de los trastornos, ya que solamente 7 de los 23 trastornos incluidos en la revisión alcanzaron niveles de acuerdo aceptables. Los autores destacan que las terapias basadas en los modelos cognitivo-conductuales (aquellas enfocadas en la vinculación del pensamiento y la conducta y que incluyen técnicas de reestructuración cognitiva y estrategias de afrontamiento y/o exposición, entre otras) son las que, generalmente, alcanzan los niveles más altos de evidencia científica. Como hallazgo significativo, estos autores han detectado, además, que para el tratamiento psicológico de la depresión aparecen 23 terapias basadas en la evidencia recomendadas, al menos, por alguna de las cuatro organizaciones revisadas, existiendo divergencias significativas respecto a cuál de ellas sería el tratamiento de elección para los trastornos depresivos.

Los investigadores consideran que esta contribución va a suponer un importante avance para los profesionales de la psicología clínica e investigadores, ya que van a poder comprobar y elegir las terapias más eficaces para cada trastorno, según el punto de vista de las instituciones de referencia analizadas.

Más información en la web del IMIBIC

 

#Córdoba Un estudio muestra las combinaciones de inmunosupresores más efectivas y seguras tras un trasplante hepático

Liver 01 animation1
El hígado humano, en rojo. By Polygon data is generated by Database Center for Life Science(DBCLS)[2] (Polygon data is from BodyParts3D[1]) [CC BY-SA 2.1 jp (http://creativecommons.org/licenses/by-sa/2.1/jp/deed.en)], via Wikimedia Commons

 

Investigadores del Instituto Maimónides de Investigación Biomédica de Córdoba (IMIBIC), el Hospital Universitario Reina Sofía y la Universidad de Córdoba (UCO), han realizado un estudio que evidencia que los tratamientos con inmunosupresores basados en tacrolimus o everolimus mejoran el pronóstico de los pacientes sometidos a trasplante hepático.

Estos resultados son fruto de un meta-análisis en red, una metodología estadística que puede comparar múltiples opciones de tratamiento en pacientes que comparten una situación clínica determinada, como el trasplante hepático. Mediante dicho análisis es posible combinar los datos provenientes de diferentes estudios y analizarlos como si de un solo ensayo clínico de enormes dimensiones se tratase. De este modo, es posible generar una clasificación de tratamientos inmunosupresores, identificando aquellos más eficaces y seguros para priorizar su uso en la práctica clínica. El meta-análisis ofrece el grado más alto de evidencia científica y por tanto las recomendaciones derivadas de este tipo de estudios son de gran importancia para la toma de decisiones médicas.

En concreto, en este trabajo en red se han incluido 26 ensayos clínicos que han permitido analizar a un total de 3.842 pacientes sometidos a trasplante hepático en todo el mundo. El estudio ha demostrado que los regímenes de inmunosupresión basados en sirolimus o en ciclosporina se asocian a mayor mortalidad y necesidad de volver a trasplantar, respectivamente, y por tanto no deben usarse como tratamientos de primera línea. Por el contrario, los tratamientos basados en los fármacos tacrolimus o everolimus serían más seguros y efectivos.

El artículo final se ha publicado en la prestigiosa revista Cochrane Library, una publicación de referencia cuyo factor de impacto, que mide la popularidad y relevancia de estos estudios, se sitúa entre el 10% superior de su categoría.

El trasplante hepático es el único tratamiento curativo para pacientes con enfermedad hepática avanzada o cirrosis hepática y los pacientes sometidos a trasplante dependerán el resto de su vida de un tratamiento inmunosupresor para evitar el rechazo del hígado implantado. Por tanto, es de gran importancia estudiar la combinación óptima de inmunosupresores que permita mantener la función del hígado con los mínimos efectos secundarios posibles.

El éxito de este proyecto es fruto de la colaboración entre el hospital Royal Free de Londres, el grupo hepato-bilio-pancreático (HPB) de la Cochrane Collaboration y el IMIBIC. Entre sus autores se encuentran Manuel Rodríguez Perálvarez y Marta Guerrero, investigadores del grupo “Estrés oxidativo y nitrosativo en hepatopatías agudas y crónicas” del IMIBIC, dirigido por el profesor Manuel de la Mata. De hecho, los dos investigadores del instituto cordobés han realizado estancias en el centro sanitario londinense para recabar datos y recibir apoyo metodológico.

En este sentido, ambos investigadores han destacado la importancia de establecer vínculos de colaboración internacionales como herramienta para generar evidencia científica de calidad, que sirva para mejorar la asistencia clínica y el pronóstico a largo plazo de los pacientes.

Más información en la Universidad de Córdoba.

 

#Sevilla #Córdoba Una treintena de investigadores de distintos centros de la sanidad pública andaluza estudian la enfermedad de Crohn

Patterns of CD.es
By Patterns_of_CD.svg: Samir, vectorized by Fvasconcellos derivative work: Ortisa (Patterns_of_CD.svg) [CC-BY-SA-3.0 (http://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0/) or GFDL (http://www.gnu.org/copyleft/fdl.html)], via Wikimedia Commons

 

Una treintena de investigadores de la sanidad pública andaluza participan en estos momentos en 13 estudios clínicos que indagan sobre el tratamiento de la enfermedad de Crohn y la búsqueda de soluciones para la mejora de la calidad de vida de las personas que la padecen. Estos estudios están repartidos por toda la geografía andaluza, si bien los hospitales Virgen del Rocío y Virgen Macarena de Sevilla y el Hospital Reina Sofía de Córdoba concentran la mayor participación.

En este sentido, desde el Hospital Virgen del Rocío se ha promovido uno de los ensayos clínicos más importantes realizados en los últimos años sobre esta enfermedad, cuyo día mundial se celebró el viernes, y en el que se ha aplicado con éxito un tratamiento innovador basado en células madre que logra curar fístulas en el ano, una grave alteración que merma la calidad de vida de los afectados por la enfermedad de Crohn.

Los resultados del ensayo clínico en fase III, en el que participan 49 centros del ámbito internacional liderados por el hospital sevi-llano, han sido publicados en la prestigiosa revista científica Lancet. Una vez que este avance médico cuente con la autorización de la Agencia Europea del Medicamento y culmine la fase de comercialización, la terapia celular formará parte de la cartera de servicios del Servicio Andaluz de Salud para el abordaje de las fístulas, lo que supondrá un importante avance en la mejora de la salud de los pacientes.

Respecto a los proyectos de investigación activos, en estos momentos en la sanidad pública andaluza se cuenta con tres proyectos que han captado una financiación de casi 130.000 euros en total, fundamentalmente de la Consejería de Salud y del Instituto de Salud Carlos III. Estos proyectos de investigación y el importante número de ensayos clínicos sobre esta patología realizados en los últimos 5 años, hace que la enfermedad de Crohn sea la tercera enfermedad rara más investigada en Andalucía, por detrás del mieloma múltiple y la hemofilia.

La enfermedad de Crohn, que afecta de igual manera a hombres y mujeres, es una enfermedad inflamatoria intestinal de causa desconocida que se asocia a una respuesta inmune exagerada que origina lesiones de distinta profundidad y extensión a nivel del tracto gastro-intestinal. Es una enfermedad de curso crónico, poco previsible en cuanto a su evolución y en la que se alternan periodos de mayor o menor intensidad sintomática (periodos de “brote”) con otros de latencia en los que el paciente puede estar libre de síntomas, que pueden ser la alternancia entre estreñimiento y diarrea, las naúseas y vómitos y los abscesos y fístulas perianales, como consecuencia éstas del desarrollo de la enfermedad.

La incidencia de las enfermedades inflamatorias intestinales está aumentando en los últimos años, triplicándose en la última década, destacando el crecimiento de la enfermedad de Crohn en las dos primeras décadas de la vida del afectado. La incidencia de la enfermedad alcanza en España los 18 casos por 100.000 habitantes, llegando a diagnosticarse unos 8.000 casos anuales. La prevalencia en Andalucía superará los 16.000 casos, frente a los 100.000 que se esperan en España.

Fuente: Fundación Descubre – Consejería de Salud.